jueves, 16 de marzo de 2017

LOS ZAPATOS CON PÁTINA



La pátina es la coloración artística del calzado, y demás artículos de cuero, totalmente hecha a mano.
Últimamente en el mundo del calzado se ha impuesto el imprimir una pátina, que posibilita plasmar un aspecto creativo y artístico a los mismos. 
Veamos en que consiste y las posibilidades que esta artesanía puede desarrollar.


 
Zapatos con pátina de Graziano & Girling
La pátina es un arte delicado que requiere precisión y sutileza. Esta técnica empezó a implantarse en los años noventa, para dar a los zapatos nuevos un toque anticuado y añejo, descubriéndose que la técnica utilizada permitía una actividad creativa, convirtiéndose rápidamente en un arte. 





Los artesanos juegan con las sombras, aplicando la imaginación al calzado, jugando con colores y tonos.





Por otro lado, también se utilizaba esta técnica para dar nueva vida a los zapatos muy desgastados por el uso, pero rápidamente se percibe como una actividad que permite unas posibilidades desconocidas hasta entonces, y los caballeros más atrevidos comienzan a hacer encargos para imprimir pátinas artísticas y diferenciadoras de sus zapatos. Es, sin duda, la personalización más audaz del calzado.







En el proceso se impregna al calzado con aceites esenciales, se absorben los pigmentos naturales y se aplican diversas ceras. Y, como cada piel es única, cada pátina también lo es. 


Proceso de la pátina

El uso de la pátina es la mayor garantía del tratamiento artesanal del calzado.






La pátina se hace generalmente sobre lo que se llama cuero desnudo, donde se aplicarán capas múltiples del pulimento, para conseguir este aspecto envejecido. A continuación se aplica cera humedecida uniformemente a lo largo del zapato, y termina con la imprimación artesanal que queramos darle al calzado. 

Cuero desnudo antes de la imprimación


El mismo zapato con el proceso terminado

Este proceso permite personalizar el calzado hasta el extremo y además posibilita el disfrutar de unos colores y tonos que de otra forma sería imposible obtener. 



Los grandes beneficiados de esta técnica son aquellos que disfrutan de calzado excesivamente llamativo, poco común o quienes buscan un trabajo artesanal que se diferencie del calzado ordinario. 



Incluso algunos caballeros exigen la aplicación de una coloración artística a las suelas, cuya efímera presencia del arte no impide su disfrute.









Lucio Rivas 

2 comentarios:

  1. Buenas tardes,

    Muy interesante el artículo. Reconozco que en los zapatos con colores atrevidos, azul, verde, me puede llegar a gustar. Donde no termino de verlo, es en unos preciosos zapatos marrones, donde la aplican en la punta en color negro. Debo ser muy clásico, pero en mi humilde opinión, destroza el zapato.

    Feliz semana,

    Eneko

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario, Eneko. El atrevimiento en los zapatos alcanza su máxima expresión en este tipo de calzado con pátina. Todo va en gustos, y he de reconocer que a mi particularmente son pocos los zapatos con pátina que me parezcan elegantes. Saludos

      Eliminar